HIROSHIMA Y NAGASAKI, INICIO DE UNA CADENA DE TERROR A LA QUE EL IMPERIO NO HA RENUNCIADO NI UN SOLO DÍA.

En los días anteriores estuve atento a las noticias por el nuevo aniversario de la matanza realizada por el gobierno imperialista de los Estados Unidos los días 6 y 9 de Agosto de 1945 en las ciudades japonesas de Hiroshima y Nagasaki respectivamente.

Hongo de la bomba lanzada en Hiroshima

No era necesario ya, que el imperio cometiera ese hecho salvaje ante el mundo y mucho menos en Japón. El ejército nipón ya no era capaz de enfrentar a ningún país luego del desgaste sufrido en la Segunda Guerra Mundial, pero los hechos se dirigían a demostrar al mundo el poderío engendrado por el país norteamericano.

Era el destello de un arranque de fuerza que, hasta hoy suman muchos eslabones de agresiones mundiales ejecutadas y financiadas por los gendarmes que, en nombre de la democracia han acabado con la tranquilidad del planeta. Era necesario garantizar de cualquier manera las enjundiosas ganancias de los monopolios fabricantes de armamentos del país del norte y sin guerras tal aspiración no se puede lograr.

Hongo producido por la bomba lanzada en Nagasaki.

Si se busca en la historia, mientras Europa se desangraba ante la barbarie hitleriana y sus aliados, Estados Unidos se dedicó a vender armamentos y alimentos a los países involucrados en la contienda.

Ninguna bomba alemana hizo blanco en territorio norteamericano, solo el ataque suicida de una escuadra de aviadores japoneses se puede considerar como un simple arañazo al imperio yanqui.

 

 

 

 

En 1945 salimos de una guerra para entrar de lleno en una agonía constante donde los magnates norteamericanos empezaron a hacer de las suyas por todo el planeta hasta nuestros días. Guatemala, Nicaragua, República Dominicana, Viet Nam, Iraq, Afganistán, Libia, y otros muchos países, son muestras fehacientes de que nunca han paralizado la maquinaria de guerra para vivir de ella, para engendrar el sistema industrial de producción de medios de exterminio, alimentando así a los grandes monopolios de la muerte.

Maqueta de la bomba lanzada en Hiroshima. Una miniatura en comparación con el arsenal que hoy tienen los yanquis para acabar con el género humano.

Siria es ahora un codiciado objetivo bélico del imperio y de la OTAN. Ahora son los drones, aviones sin pilotos, buques, portaaviones y submarinos nucleares que siembran más terror en diferentes confines del mundo lejos de su territorio cobrando más víctimas inocentes o amenazando la seguridad y desestabilizando naciones en aras de expoliar sus riquezas.

 

 

 

Es la prueba constante de la fuerza la receta empleada donde les plazca, una, otra o mil veces ante un mundo al que ya no pueden engañar. Pero hay una gran verdad. Jamás Estados Unidos recibió una guerra moderna en su territorio.

Jamás recibió el golpe certero de una situación de guerra en su geografía nacional. Produjo armas, ha enviado hombres y pertrechos para que maten a miles de hombres y mujeres en el planeta pero en su territorio han vivido la paz y la calma.

Harry Truman, el ” HÉROE PRESIDENTE ” de los flamantes Estados Unidos de Norteamérica que ordenó el horrendo crimen contra los japonenes para demostrar la fuerza imperial.- ! Que Dios lo tenga en la ! GLORIA !….. O…. En el mejor horno del mundo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

De todas formas siguen nombrando a quien les venga en ganas con el calificativo de TERRORISTAS mientras ellos son los profesores del tema a nivel mundial. Es lastimoso que el sacrificio y la nobleza de los grandes próceres norteamericanos que hicieron la independencia de ese país se haya frustrado por la actuación inescrupulosa de los cabecillas imperiales de estos tiempos. Los patriarcas del norte que se creen cosas, dan verdadera pena ante la civilización humana.

 

Se creen que son los príncipes del mundo y que a ellos hay que respetarlos. Eso creen y se lo quieren hacer creer al mundo. La cúpula de gobierno en Norteamérica de verdad se cree cosas, pero el mundo simplemente sabe que son única y exclusivamente los mayores y más sofisticados terroristas del siglo XXI.

 

Es también una verdadera lástima que estas cosas pasen en el país que cuenta con un pueblo noble que no tiene, de ninguna manera, la culpa de las barbaries cometidas por sus gobernantes y que desde hace mucho tiempo es víctima de esos oscuros manejos en nombre de una DEMOCRACIA a lo yanqui, que ya nadie cree y que poco a poco los conducirá inexorablemente al Basurero de la Historia.

Conferencia de Postdam en 1945. Los patriarcas celebran la horrorosa demostración de poder.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Jamás han dejado de ensayar en cada momento y época las siempre y cada vez más sofisticadas tecnologías de la muerte.

Lugar exacto que marca el hipocentro de la caída de la Bomba Atómica que fue lanzada aquel 9 de Agosto de 1945 sobre Nagasaki, en Japón.

 

 

 

 

 

En cada paso, el mismo objetivo, la misma masacre cometida en 1945 , en Hiroshima y Nagasaki, siempre haciendo demostraciones de poderío, de su fortaleza aunque tengan que seguir muriendo — por sus actos — millones de seres humanos en todo el Planeta.

Explore posts in the same categories: Uncategorized

Etiquetas:

You can comment below, or link to this permanent URL from your own site.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: